www.sandaniel.es | www.sandaniel.org

S a n    D a n i e l

Vidriera del martirio

+ clic para ampliar

 

 

 

Himno a San Daniel


 

+ Ver letra del himno

 

 

 

Contactar

 

Los Milagros de San Daniel y sus compañeros Mártires

Imagen: Detalle del rostro de Jesucristo en la cruz tomado del cuadro que se encuentra en la catedral de la Almudena (Madrid). En la voluntad del Padre es donde reposa la cabeza el Hijo del Hombre. Autor Kiko Argüello.

En Sarepta, milagro de la harina y del aceite por el profeta Elías.

La palabra de Yahvé llegó a Elías diciendo: «Álzate, vete a Sarepta de Sidón y establécete allí, pues he ordenado a una mujer viuda de allí que te suministre alimento.» Se alzó y fue a Sarepta. Entraba en la puerta de la ciudad cuando una mujer viuda estaba allí recogiendo leña. Elías la llamó y le dijo: «Tráeme, por favor, un poco de agua en el jarro y beberé.» Ella fue a traérsela, pero le gritó: «Tráeme, por favor, en tu mano un trozo de pan.» Ella respondió: «Vive Yahvé, tu Dios, que no me queda pan cocido; sólo un puñado de harina en el cántaro y un poco de aceite en la aceitera. Estoy recogiendo un par de palos, entraré y prepararé el pan para mí y mi hijo, lo comeremos y luego moriremos.» Pero Elías le dijo: «No temas. Entra y haz como has dicho, pero primero haz con él para mí una pequeña torta y tráemela. Para ti y tu hijo la harás después. Porque así dice Yahvé, Dios de Israel: El cántaro de harina no quedará vacío, la aceitera de aceite no se agotará,  hasta el día en que Yahvé conceda lluvia sobre la superficie de la tierra. Ella se fue e hizo según la palabra de Elías, y comieron él y ella y su familia. Por mucho tiempo el cántaro de harina no quedó vacío y la aceitera de aceite no se agotó, según la palabra que Yahvé había dicho por boca de Elías.

Primer libro de los Reyes 17, 8 - 16


Dios realizó muchos y notables milagros por virtud de los Santos Mártires. Casi todos los autores relacionan los milagros con el lugar de la sepultura en la iglesia denominada Santa María de Marruecos, pero sin especificar en qué consistían los portentos o hechos milagrosos.

      La tradición nos ha transmitido el relato de varios de ellos:

  • La casa natal de Daniel Fasanella fue convertida en molino de aceitunas. Pero Dios, descontento con el destino que se le había dado a tan santo lugar, quiso manifestar abiertamente su desagrado, por lo que cada año moría la mula encargada de hacer girar la piedra del molino. Como esto ocurría cada año determinaron cambiar sus planes y darle un destino más noble a la casa.

  • Momentos antes de embarcar hacia la ciudad de Ceuta sus hermanas y sus conciudadanos le rogaron insistentemente que antes de partir les dejase algún recuerdo. San Daniel, tomando en sus manos un sarmiento y entregándoselos, pronunció estas proféticas palabras: "Plantad este sarmiento y será la riqueza de este país". La mayor riqueza del Belvedere Marítimo la constituyen hoy sus hermosos viñedos.

  • El Santo Mártir, impaciente por la partida de la embarcación que demoraban por tener que aprovisionarse de la necesaria e imprescindible agua potable, les dijo: "Cavad aquí y encontraréis agua." Obedeciendo aquellos marineros empezó a brotar agua potable. Aún hoy sigue brotando esa agua.

  • Al embarcar quedaron impresas las huellas de sus pies en la dura roca que le sirvió de apoyo para saltar de la playa del Belvedere a la frágil embarcación. Hoy se conoce ese lugar donde está la piedra con las huellas como "Scogli d'oremus".

  •